Qué hacer y ver en Morningside, uno de los barrios con más encanto de Edimburgo

Hay vida más allá del centro de Edimburgo, mucho más allá del encanto medieval de la Old Town y del orden de la cuadrícula de la New Town. La capital escocesa esconde rincones donde la vida transcurre apaciblemente y donde los turistas escasean. Y uno de esos lugares es el barrio de Morningside. Yo adoro pasar el día callejeando por Morningside Road y sus calles aledañas, perderme entre tiendecitas y disfrutar del ritmo relajado que se respira en el ambiente. Si necesitas un respiro y quieres conocer uno de los barrios con más encanto de Edimburgo, sigue leyendo y deja que te lo cuente.

La capital de Escocia esconde rincones poco conocidos, a pesar de ser terriblemente turística. Y esa es, en gran parte, su gracia. El hecho de que, a menos de 20 minutos a pie del centro tienes oasis de paz y tranquilidad donde los vecinos apenas han notado el impacto del turismo de masas es un pequeño lujo. Y una buena manera de acercarse a la realidad del día a día de Edimburgo.

barrio de Morningside Edimburgo

Qué ver y hacer en Morningside, Edimburgo

Con fama de ser algo pija, Morningside es una de las zonas con más encanto de Edimburgo. Al sur de la ciudad, linda con los barrios de Bruntsfield y Marchmont y su arteria principal es Morningside Road, que la vertebra. Morningside está lleno de tiendas independientes muy monas, de comercios de segunda mano (las célebres charity shops), un montón de cafeterías, bares y restaurantes y el único cine de Edimburgo donde te sentirás como en el salón de tu casa. ¿Vamos?

Pasear arriba y abajo por Morningside Road

La bulliciosa Morningside Road es la columna vertebral del barrio que lleva su nombre. Es, también, la principal vía para llegar hasta el vecindario. Así que deja que tus pasos te guíen hacia el sur de Edimburgo, ve bajando y deja que el encanto de este rincón auténtico te sorprenda.

barrio de morningside, Edimburgo

Curiosear por las tiendas de Morningside Road

A lo largo de Morningside Road se suceden las tiendas monísimas en las que comprar cualquier cosa, desde ropa hasta objetos para decorar el hogar. Y si no quieres comprar, siempre puedes mirar escaparates y curiosear, que eso no cuesta nada.

En tiendas como Fool o Pretty Pink encontrarás un poco de todo, desde artesanía a fragancias para el hogar. Mientras que si necesitas comprar algo de comida, ¿por qué no pasar por la furgoneta del pescado? ¿O quizás comprar una excelente hogaza de pan o algún dulce en la panadería Andante Bakery? ¿O una selección de quesos escoceses en la sucursal de L. J. Mellis en el barrio?

Buscar chollos en las tiendas de segunda mano

Un tipo de tienda que abunda especialmente en Morningside son las tiendas de objetos y ropa de segunda mano, las charity shops. Hay una decena, la mayoría repartidas a lo largo de Morningside Road, así que tómate tu tiempo y curiosea tanto como quieras. Si tienes un poco de suerte podrás hacerte con más de una ganga. Si necesitas algún consejo, mis favoritas son Cancer Research UK, Marie Curie Shop, Oxfam y St Columba’s Hospice. Pero en cualquier caso échale un vistazo al mapa que hay al final del artículo, donde están todas.

Ver una película en el cine Dominion

Inaugurado en enero de 1938, el Dominion Cinema de perfil Art Deco es una verdadera joya en el corazón de Morningside. Además de ser el cine favorito de muchos ciudadanos de Edimburgo. ¿Por qué? Pues sencillamente porque ver una película aquí es tan cómo como hacerlo en el salón de tu casa… en sofás comodísimos pero con una pantalla enorme. Este encantador cine es uno de los pocos (quizás el único) de toda Escocia que gestiona una familia y no una cadena.

Admirar la Biblioteca de Morningside

La bonita Biblioteca Municipal de Morningside reabrió sus puertas en 2013 y desde entonces es el lugar perfecto para cualquier amante de la literatura. Este edificio histórico transpira pasión por las letras.

biblioteca de morningside, Edimburgo

Comer pizza

Con cuatro pizzerías en menos de 1 kilómetro en Morningside Road, este barrio de Edimburgo es un buen lugar para comer. Si te apetece catar una buena pizza, opta por La Favorita, aunque en su local del barrio sólo las hacen para llevar. Para sentarte con la calma, nada mejor que dejarte caer por Caffé e Cucina, un restaurante familiar con solera. O por el Pizza Express del barrio, aunque sólo sea porque está situado en la antigua iglesia de Braid Church y ha incorporado el antiguo órgano a su decoración. En el interior de esta pizzería también se rinde homenaje a una de las residentes ficticias más famosas de Morningside: la señorita Jean Brodie, un personaje de la autora local Muriel Spark.

Tomar una pinta el pub Canny Man’s

¡Oh, el Canny Man! Este pintoresco pub de Morningside siempre sorprende… aunque sea por lo bizarro de parte de su decoración. Toda una institución en Edimburgo, si pasas por el barrio deberías entrar, aunque sólo fuera a tomar una pinta. Este establecimiento abierto en 1871 con el nombre de The Volunteer’s Arms es un buen lugar para reponer fuerzas e interactuar con los locales.

pub canny man's en Morningside Edimburgo

Descubre la historia de la piedra Bore Stane

Cuando pases por Morningside, si te gusta la historia escocesa, préstale atención a la “Bore Stane”. Tendrás que fijarte bien, pero está en uno de los muros de la antigua iglesia Morningside Parish Church. Quizás te parezca más bien poca cosa, pero esta piedra marca el lugar desde donde el rey James IV lideró a su ejército hacia la Batalla de Flodden el 9 de septiembre de 1513, donde moriría.

Probar la comida nepalí de The Gurkha

No sé si a ti te gusta tanto la comida nepalí como a mi… pero si no le haces ascos a un poco de picante, a currys sabrosos y a unos momos deliciosos, el Gurkha te saciará.

restaurante nepalí The Gurkha en el barrio de Morningside, Edimburgo

Visitar el Lejano Oeste de Edimburgo

Edimburgo es como una caja llena de sorpresas, y una de las mayores es encontrarte con un pequeño pueblo del Lejano Oeste olvidado en un callejón del barrio de Morningside. Lo descubrí en el blog de Mas Edimburgo y aunque el tiempo ha deteriorado las estructuras todavía es posible disfrutar del encanto de unas construcciones que hacen soñar con paisajes mucho más áridos que la verde Escocia. Por lo visto, el lugar fue construido en los años 90 para una cadena de muebles de estilo sureño, “The Great American Indoors”, que cerró hace tiempo. Hoy hay en el Far West de Edimburgo talleres mecánicos y algún almacén. La entrada está en Springvalley Gardens, un poco escondida.

Alucinar con las cámaras de CameraTiks

Esta diminuta tienda de cámaras con un aspecto algo vintage es el paraíso para los amantes de la fotografía. Sus dueños son verdaderos expertos y están siempre dispuestos a echarte un cable o aconsejarte sobre lo que es mejor para ti. Aunque sólo sea por curiosear, déjate caer por CameraTiks.

Darle un gusto a tus papilas gustativas en Salt Café

Los destinos también se descubren por el paladar, y una parada en Salt Café te permitirá disfrutar de un brunch delicioso, de pastas y cafés riquísimos y de una carta ideal para comer o para cenar.

restaurante salt cafe en morningside edimburgo

Disfrutar de lo lindo con la comida italiana en la Osteria del Tempo Perso

Quizás no esté en Morningside, pero de vuelta al centro de Edimburgo vas a tener que pasar por Bruntsfield sí o sí… Así que aprovecha para dejarte caer por este restaurante tradicional italiano con una carta tan suculenta que no vas a echar de menos la pizza. Elijas lo que elijas, todos sus platos están para chuparse los dedos… Aunque si te sirve de algo, yo siento debilidad por su lasaña casera.

lasaña casera en el restaurante osteria del tempo perso en edimburgo

Hincarle el diente a un buen chocolate (o hartarte a bombones) en Chocolate Tree

La chocolatería Chocolate Tree está en el barrio de Bruntsfield, pero le pone un punto final dulce a esta ruta por el sur de Edimburgo. Así que si, como yo, tienes debilidad por el chocolate, acércate y cata sus deliciosos bombones. O llévate a casa unas cuantas tabletas artesanas. ¡Tú eliges!

chocolate artesano en the chocolate tree edimburgo

Mapa de la Ruta por el barrio de Morningside, Edimburgo

¿Has visitado ya Morningside? Tanto si te animas como si ya has estado, déjame un comentario y cuéntame qué te ha parecido.

Periodista, viajera y soñadora enamorada de Escocia y sus paisajes pero siempre dispuesta a descubrir nuevos rincones del mundo.

4 pensamientos en “Qué hacer y ver en Morningside, uno de los barrios con más encanto de Edimburgo

  1. Alejandro

    Hola, Patricia
    Ya con este leo varios de tus artículos todos muy buenos y útiles para planear mi viaje a Edimburgo y Carcassonne del próximo mes. Mucho más interesantes que cualquier guía de viajes de la web.
    Gracias.

    Responder
    1. Patricia Cuni Autor

      Hola Alejandro! Muchísimas gracias por tus palabras 🙂 Disfruta muchísimo de tus viajes… y si necesias algo o tienes alguna duda sólo tienes que decirlo.

      Un saludo cordial,

      Patrícia

      Responder
  2. Angie

    Me encantan Morningside y Bruntsfield, sobre todo para desayunar o merendar, mmm. Gracias por la mención, por el callejón del Ooeste pasé hace poco y es verdad que cada vez está un poco más dejado, pero es curioso. Me apunto la Osteria para la siguiente! 😀

    Responder
    1. Patricia Cuni Autor

      A mi también me gustan un montón esos dos barrios. Si algún día dejo Stockbridge creo que ya sé a dónde me voy a mudar 😉 Por cierto, que descubríe el Callejón del Oeste en tu blog, así que lo mínimo que podía hacer era citar la fuente original.

      PS: La Osteria TE VA A ENCANTAR… Creo que ya va siendo hora de volver 🙂

      Muchas gracias por el comentario, Angie

      Responder

Deja un comentario