Archivo de la etiqueta: Blog on Brands

Los mejores hoteles de Edimburgo

La ciudad de Edimburgo es grande, preciosa y está llena de hoteles, bed and breakfasts y hostels en los que alojarse. Hay opciones para todos los bolsillos pero, sin ninguna duda, Edimburgo tiene varios hoteles de prestigio mundial. Desde iconos históricos como el Balmoral, el Scotsman o el Caledonian hasta opciones más económicas como el Grassmarket Hotel y el Royal Scots Club, aquí van cinco de los mejores hoteles en los que alojarse.

Casi todos los rincones de Edimburgo rebosan historia y toda la ciudad –dividida en Old Town, New Town y el puerto de Leith, entre otros- tiene una personalidad única e inimitable. Quizás por eso es normal que muchos de sus hoteles sean pedazitos de su legado.

THE SCOTSMAN HOTEL

The Scotsman Hotel es quizás uno de los hoteles más emblemáticos e interesantes de Edimburgo. Este hotel de 5 estrellas destaca por su ubicación y por el propio edificio en el que se encuentra. El edificio preside North Bridge, que conecta la New Town y la Old Town de Edimburgo y fue sede hasta 2001 del periódico escocés que le da nombre The Scotman. Desde ese año, no obstante, el edificio se convirtió en uno de los hoteles más simbólicos de la capital escocesa, con huellas de su pasado periodístico en todos y cada uno de sus detalles.

The Scotsman Hotel cuenta ahora con 69 habitaciones y suites de lujo. Con sus vistas de la Old Town desde la New Town algunas de ellas son un lugar privilegiado para contemplar Calton Hill o el Castillo de Edimburgo. Mientras que el espacio que ocuparon en su día las rotativas de The Scotman alberga ahora un SPA de más de 1.850 m2.

La parte negativa es que dormir en The Scotman Hotel no es precisamente la opción más barata de la ciudad. Con una media de 170 € por noche en una habitación doble, desde luego no se antoja como una opción accesible para todos los públicos. No obstante, bien vale la pena entrar al hall del propio hotel e incluso atreverse a probar la carta del restaurante del hotel, la North Bridge Brasserie, que ofrece servicio de Full Scotish Breakfast por 16.95 libras o su tradicional Afternoon tea por el mismo precio. ¿Barato? Desde luego que no, pero a veces vale la pena darse un capricho si la comida es excelente y el lugar es lo suficientemente especial.

BALMORAL HOTEL

Justo al otro lado del North Bridge, enfrente de The Scotsman, se erige otro de los hoteles en Edimburgo con más historia. El propio edificio forma parte de los atractivos de la ciudad y de él se cuentan historias tan curiosas como que desde el andén de la estación de Waverley en el que se apea la reina hasta la suite principal hay un ascensor del que sólo ella hace uso.

The Balmoral abrió sus puertas en 1902 con el nombre de North British, aunque más tarde, lo cambió por el actual Balmoral, una palabra que en gaélico significa morada Real. El hotel fue construido por la compañía de trenes nacional y su antiguo nombre fue elegido por los propios pasajeros. La empresa quería levantar un monumento más de la ciudad, no sólo un hotel. Y lo consiguieron con creces. Aún hoy la torre del reloj, que preside Princess Street, es uno de los símbolos de Edimburgo. Como curiosidad, el reloj marca la hora con dos minutos de adelanto para evitar que los viajeros pierdan el tren.

El hotel Balmoral tampoco es una opción barata (la media de precio por una noche en habitación doble son 191€), peros sus cómodas habitaciones de 28 m2 valen la pena. Cada una es única (ningún diseño de habitación se repite) y están decoradas manteniendo la tradición escocesa sin dejar de lado las últimas tendencias. El hotel cuenta además con una piscina de 15 metros, sauna, gimnasio y SPA.

Si os gusta comer bien, no os perdáis el restaurante con una estrella Michelin que dirige el chef Jeff Bland, ni tampoco su versión más económica e informal: Hadrian’s o el bar del hotel, perfecto para un cocktail al acabar el día.

THE CALEDONIAN HOTEL

The Caledonian Hotel es otro de los hoteles en Edimburgo que conserva la arquitectura victoriana de la New Town. Entre los habitantes de la ciudad el hotel es conocido cariñosamente como The Caley y su ubicación y sus vistas son, probablemente, su principal atractivo.

¿Y dónde se encuentra? En New Town, justo enfrente del castillo de Edimburgo. The Caledonian Hotel puede presumir de ser el presidente de Princess Street, una de las calles con más vida de la ciudad, además de  ser el mirador perfecto del Castillo de Edimburgo.

Si la arquitectura victoriana de The Caley es señorial, el diseño interior no se queda atrás. El hotel dispone de 241 habitaciones reformadas con un estilo sobrio pero muy chic. Las más cotizadas, desde luego, son las que ofrecen vistas al castillo. Como el Balmoral, antes de convertirse en hotel, el Caledonian también era un edificio ferroviario.

Como no, el Caledonian Hotel tiene un spa… En este caso gestionado por la firma de lujo Guerlain. ¡Habrá que ir a probarlo algún dia! Y su oferta gastronómica (con 3 espacios distintos y restaurantes) es fabulosa. Especialmente recomendable es The Peacock Alley, el lugar más emblemático del hotel, perfecto para un buen scottish breakfast o un afternoon tea de lujo. Está situado en lo que fue el vestíbulo de la antigua estación de tren y lo preside el reloj original.

Pero, como todo, tiene sus incovenientes. El Caledonian Hotel es uno de los tres hoteles con más encanto de Edimburgo pero no es apto para todos los bolsillos: 140 € de media por noche y habitación doble, aunque dependiendo de la temporada los precios pueden llegar a dispararse hasta los 240€ por noche.

 

Y ahora un par de ofertas más asequibles… y muy cool 😉 Estos dos hoteles chic y a buen precio son perfectos para cualquier viajero que se quiera alojar en lugar céntrico sin arruinarse.

ROYAL SCOTS CLUB

Si lo que quieres es sentirte como un rey a un precio aceptable, Royal Scots Club es uno de los hoteles en Edimburgo que no puedes dejar pasar. Fundado tras la primera guerra mundial, el Royal Scots Club surgió de la idea de la Royal Scots de conmemorar a todos los escoceses caídos en la guerra con un club distinguido para ellos. El propio hotel no se define como un hotel, si no que defienden la idea de ser un club social y, por lo tanto, ofrecen un trato muy cercano.

El Royal Scots Club está en una de las mejores calles georgianas de la ciudad y el edificio atrapa la atención de los viandantes. Aunque lo que verdaderamente destaca de este hotel es su decoración interna, que hace que te transportes al pasado con tan sólo cruzar la puerta. El hotel cuenta con 25 habitaciones totalmente equipadas y decoradas con mucho estilo, algunas de las cuales ofrecen unas vistas maravillosas de la ciudad.

Camas con dosel en Royal Scots Club

Camas con dosel en Royal Scots Club

El precio, además, es bastante competivo. Si se reserva con antelación se pueden encontrar precios que rondan los 70€ por habitación doble. Verdaderamente merece la pena.

GRASSMARKET HOTEL

El Grassmarket Hotel ofrece precios bajos, una ubicación excelente y un ambiente mucho más juvenil y divertido. El hotel se encuentra en el corazón de Old Town, cerca de las principales atracciones turísticas de la ciudad y en una posición ideal para recorrerse los pubs de alrededor.

La decoración del Grassmarket Hotel es, sin lugar a dudas, uno de sus principales atractivos. Haciendo uso de madera clara y estampados modernos, el hotel se impregna de un estilo vintage que muchos seguidores de las tendencias más hipster sabrán apreciar. Es una opción perfecta para los viajeros con presupuestos ajustados pero que no quieran renunciar al estilo.

El hotel cuenta con cuatro tipos de habitaciones, desde las “Cosy” indicadas para los viajeros solitarios, hasta las “Comfy Quad”, habitaciones de cuatro personas para viajar con amigos, además de versiones dobles y triples.

Otra de las razones por las que el Grassmarket Hotel es una magnifica apuesta es que es uno de los hoteles en Edimburgo mejor ubicados: en la plaza que le da nombre y en el corazón de Edimburgo. Está donde casi todo pasa y en un lugar excelente para comer.

Los precios del Grassmarket Hotel, además, son bastante competitivos dada su ubicación y su atractiva oferta, con habitaciones dobles cuya media ronda los 52€ por noche hasta habitaciones para cuatro personas por algo más de 90€ si se reserva con antelación.

 

Prometo seguir ampliando esta lista pero… ¿me recomendáis alguno?

Barcelona desde un velero con Trip4Real

Cuando vivimos en un lugar damos por sentadas muchas cosas no solemos valorar lo que tenemos al lado de casa. Una mala costumbre que llevo bastante tiempo luchando por combatir y, creedme, viajar como un local y descubrir con otros ojos paisajes conocidos es una de las experiencias más gratificantes que he vivido. Al final, he acabado valorando muchísimo el lugar donde vivo… Me gusta mucho irme lejos, sí. Pero también me encanta reencontrarme con mi entorno y volver a enamorarme de paisajes y lugares que daba por sentados. Quizás por eso cuando Trip4Real y Blog on Brands me propusieron navegar en velero por la costa de Barcelona no pude negarme.

Excursión en velero por Barcelona

Excursión en velero por Barcelona con Trip4Real

El día se había levantado nublado y amenazaba tormenta. De camino al Puerto Olímpico de Barcelona cayó el diluvio universal y no parecía que los nubarrones negros fueran a disiparse… Mis compañeras de jornada eran Mari Ángeles Casas del blog Planifica tus Viajes, una amiga y dos miembros del equipo de Trip 4 Real. Pese a nuestra incredulidad inicial, hicimos caso del consejo experto de nuestro capitán, el skipper Xavi Herrero y después de 1 horita de espera pudimos salir a navegar bajo un cielo azul turquesa y con un mar bastante más en calma de lo que podríamos haber esperado a primera hora de la mañana.

El velero Jolly Rouge, de 12 metros de eslora, es pequeño pero muy cómodo y perfecto para un máximo de 8 personas. A bordo pudimos descubrir Barcelona desde una perspectiva completamente nueva para mi. Desde el mar el skyline de la ciudad es espectacular y permite hacerse una idea de porqué seduce. Salimos del puerto, dejamos atrás la modernidad y nos sumergimos en un terreno líquido y más voluble que la tierra firme. Aunque al principio no hacía mucho viento y algunos de los “grumetes” se marearon, finalmente las velas se hincharon y pudimos catar la vida marinera.

El skipper Xavi Herrero al mando del velero Jolly Rouge

El skipper Xavi Herrero al mando del velero Jolly Rouge

Barcelona vista desde un velero

Barcelona vista desde un velero

La experiencia es 100% recomedable. El ritmo es más pausado y se mece al son de las olas, como en la cuna de un bebé. Estar en alta mar, dejándonos llevar por el viento, disfrutando de unas vistas inmejorables no tiene precio. Y más si lo hacéis en tan buena compañía. La idea era darse un chapuzón y broncearnos un poco. A pesar de que el sol lucía, hacía fresco y el agua estaba demasiado fría como para zambullirse, así que me quedé con las ganas.

Una excursión en velero es una de esas cosas que nunca olvidas, como todas las experiencias vividas de la mano de algún lugareño que te descubre un lado de su ciudad (o de la tuya) que desconocías. Quizás porque a menudo lo mejor de un viaje es aquello que has compartido con alguien del lugar o que te han recomendado y que no salía en ninguna guía el nacimiento de una iniciativa como Trip4Real me parece excelente.

Barcelona vista desde el mar

Barcelona vista desde el mar

El skyline de Barcelona

El skyline de Barcelona

Trip4Real es una empresa española creada hace pocos meses para promover las “sensaciones locales” de los viajeros. El portal pone en contacto al viajero con lugareños para vivir experiencias de todo tipo. Tienen rutas gastronómicas, de compras, visitas culturales guiadas, salidas en velero y mucho más. De momento están presentes en un buen puñado de ciudades españolas, así que no hay excusa para no vivir una #experiencia4real como mi #atodavela4real. Si os ha parecido interesante y queréis disfrutar de Barcelona desde el mar podéis contratar esta experiencia en la web de Trip 4 Real por un precio de 35€ por persona.

Disfrutando de Barcelona a bordo de un velero

Disfrutando de Barcelona a bordo de un velero

El Jolly Rouge, perfecto para descubrir Barcelona desde otra perspectiva

El Jolly Rouge, perfecto para descubrir Barcelona desde otra perspectiva

CONSEJOS para VIAJAR EN VELERO: Xavi nos contó varios “secretillos” para disfrutar de una experiencia de 10 (y sin mareos) a bordo de un velero.

  • Tomar una biodramina antes de embarcar si sabéis que soléis marearos
  • Comer y beber ayuda a combatir la sensación de mareo
  • Bañarse o incluso mojar los pies en el agua ayuda a no marearse.

Trip4Real me invitó a disfrutar de 4 horas en velero por la costa de Barcelona gracias a una campaña de Blog On Brands. Eso sí, todas las opiniones vertidas son únicamente mías y totalmente honestas.

Panama Jack, las mejores botas para viajar

Todo viajero experimentado sabe que para disfrutar bien de un destino es esencial ir bien calzado. Unos zapatos malos o incómodos (a menudos ambos van de la mano) nos pueden arruinar un destino: si te duelen los pies, si te cansas al andar, si te salen ampollas… es difícil disfrutar de los encantos de algún paraje natural o del reflejo de los monumentos de París en el río Sena.

Sigue leyendo

Afternoon tea en el Hotel Mandarin Oriental de Barcelona

El hotel Mandarin Oriental de Barcelona es quizás uno de los mejor ubicados de la ciudad y el súmmum del lujo y del buen gusto. En pleno Paseo de Gracia, con vistas a algunas de las obras maestras del modernismo y situado en un edificio histórico, en sus escasos 3 años de vida se ha convertido en un referente de estilo y calidad. Lo que yo no sabía hasta hace poco es que allí también se puede tomar el mejor “Té con diamantes” de Barcelona.

Sigue leyendo