Archivo de la etiqueta: Viena

Ruta por la Viena de Antes del Amanecer

Viena es una de esas ciudades que me tiene el corazón robado. Seguramente el romance empezó mucho antes de que pusiera los pies en ella por primera vez y descubriera sus estupendos mercados de Navidad, sus cafés que convierten la merienda en un arte y la gran cantidad de cosas que se pueden ver o hacer. Creo que todo se remonta a la película “Antes del Amanecer”, que me impactó de tal manera que he llegado a buscar y recorrer algunos de los lugares que son testimonio del romance entre Jesse y Celine, un americano y una francesa que se conocen en el tren y comparten una noche (hasta que se separan porque ella tiene que tomar un tren y él un vuelo) que les cambiará para siempre.

¿Recorremos las localizaciones de la película “Antes del Amanecer” juntos?

Aunque en su film Richard Linklater hace parecer fácil ir de un lugar a otro, si intentamos hacerlo nos daremos cuenta de varias cosas: 1) algunos están más lejos de lo que parece y 2) dudo que en una sola noche pudiera hacer tanto. El objetivo de este post es poner algo de orden y seguir sus pasos porque la ruta de la Viena de Antes del Amanecer permite ver algunos de los lugares más auténticos de la ciudad, y también algunos de los más alternativos.

Tranvía en Viena

Tranvía en Viena

El filme empieza en un trayecto de tren de Budapest a Viena. Jesse tiene que tomar un vuelo allí y Celine espontáneamente accede a pasar con él sus últimas horas en Europa. El primer escenario es la estación de tren Wien Westbahnhof. Aunque la han renovado tanto que está prácticamente irreconocible y poco queda de la de la película. El puente, que parece que esté al lado, no lo está. Se trata del Zollamtssleg Bridge y está bastante al norte.

Votivkirche (Iglesia Votiva) en Viena

Votivkirche (Iglesia Votiva) en Viena, que se ve de fondo mientras van hacia la tienda de discos en tranvía

Y, curiosamente la tienda en la que nuestros protagonistas escuchan a Kath Bloom cantando “Come here” está muy cerca del Museums Quartier. La Teuchtler Schallplattenhandlung es un verdadero paraíso para los amantes de la música y su colección de vinilos es espectacular. Recuerdo haber entrado una vez… y mi memoria vuela.

Muy cerca está la plaza Maria Theresien Platz, flanqueada por el Museu de Historia Natural y el de Bellas Artes. Jesse y Celine van desde allí hasta uno de los lugares más sobrecogedores de Viena. Aunque está algo lejos del centro (en el barrio de Simmering, distrito 11) y tendréis que tomar un tren (el U3) como ellos, el Friedhof der Namenlosen (el cementerio de los sin nombre) vale la pena. En este lugar se enterraba a los que se ahogaban en el Danubio y que no se podían identificar.

Noria del Prater

Noria del Prater

A continuación mis protagonistas preferidos ven el atardecer desde la magnífica noria del Prater, la Riesenrad que ya retrató Orson Welles en “El tercer hombre“. Pasean por el parque de atracciones bastante kitsch que la rodea y vuelven al centro donde toman el primer café (y toman muchos) en una de las plazas más bonitas de toda Viena: Franziskanerplatz. El Kleines Café, con su ambiente bohemio y su decoración encantadora, es el escenario perfecto. Creo recordar que el dueño del lugar es el actor que sale al principio de la película protagonizando una disputa marital en el tren.

El Kleines Café en Franziskaner Platz, Viena

El Kleines Café en Franziskaner Platz, Viena

Iglesia de Maria Am Gestade, Viena

Iglesia de Maria Am Gestade, Viena

Interior de la iglesia de Maria Am Gestade, Viena

Interior de la iglesia de Maria Am Gestade, Viena

Bastante cerca está la exquisita (y diminuta) iglesia de Maria Am Gestade, una de las más antiguas de la ciudad (es del siglo XV). Allí Jesse le cuenta a Celine la boda Quaker en la que estuvo. Un poco más al norte, siguiendo el curso del Donaukanal, a la altura de Schwedenplatz, se topan con el poeta que compone les escribe una oda con la palabra “batido”. A bordo del barco Johann Strauss, atracado en la zona, es cuando prometen no volver a verse.

Donaukanal, Viena

Donaukanal, Viena

La noche avanza y sus pasos les llevan al mayor complejo de artes alternativas de Viena, el Arena. Es un imprescindible de la noche en la capital austríaca y se aloja en un antiguo matadero. No os lo perdáis e intentad rememorar la conversación sobre los ex junto al pinball… Eso sí, está lejos y tendréis que tomar el tren U3 hasta Erdberg. De vuelta al centro, Celine y Jesse pasan por el Mölker Bastei, uno de los restos de las murallas del Renacimiento. Y acaban tomando otro café más en toda una institución del café: el Café Sperl. Sentarme en el mismo lugar en el que ellos juegan a confesarse cosas como si hablaran por teléfono fue uno de los puntos álgidos de una de mis visitas a Viena.

Mölker Bastei, Viena

Mölker Bastei, Viena

Café Sperl, Viena

Café Sperl, Viena

La pareja, interpretada por Julie Delpy y Ethan Hawke, consigue una botella de vino gratis y roba dos copas en el Roxy, uno de los clubs con más solera de Viena. Pasan la noche en un parque, miran las estrellas… Romántico, ¿verdad? Creo que es imposible no enamorarse de la película con escenas tan especiales.

Parque en Viena

Parque en Viena

Terraza del Albertina

Terraza del Albertina

Cuando la película se acerca a su fin, como sus horas juntos, pasan por Pressgasse y escuchan a alguien tocar un clavicémbalo. Con el tiempo escapándose de sus manos, desde la terraza del Albertina, Jesse le recita a Celine un poema de Auden mientras sale el sol en una de las escenas más bonitas del film.  Al final, las promesas de no verse quedan atrás y acuerdan encontrarse de nuevo en la misma estación de Westbahnhof seis meses más tarde. La respuesta llegó 9 años más tarde en París con otra película… pero eso ya es una historia diferente ;)

Póster de Antes del Amanecer

Póster de Antes del Amanecer

Y vosotros, ¿alguna vez habéis hecho algún recorrido cinéfilo?

¿Dónde he estado en 2012?

En pocas horas se acaba este año. El funesto 2012 en el que el mundo tenía que acabarse llega a su fin y aunque no soy muy dada a mirar atrás, me ha parecido apropiado hacer memoria y recordar los lugares en los que he estado, lo que he visto y lo que he vivido.

Sigue leyendo

¿Qué ver en Viena en Navidad?

Decir que la Navidad en Viena se vive con mucha intensidad es quedarse corto… La Navidad en Viena son días para perderse por todos los mercados de Navidad, tomar vino caliente o refugiarse en cualquiera de los encantadores cafés de Viena, disfrutar de las luces que decoran cada rincón, comprar artesanía, pasear por los parques nevados y ver alguna exposición de arte.

Sigue leyendo

Las aventuras de Dimoni en Viena

En mi última visita a los mercados de Navidad de Viena tuve un compañero muy especial. Dimoni llegó a mi vida hace poco pero ya me ha acompañado en todos mis viajes (y lo seguirá haciendo)… y no podía ser menos en esta ocasión. ¡Como para dejarlo en casa! En cuanto se enteró de lo bonita que es la capital austríaca y de que sus dulces son famosos, se puso tan contento :) La verdad es que es un placer viajar con Dimoni.

Sigue leyendo

Los mejores cafés de Viena, para relajarte, descansar y disfrutar

El café en Viena es toda una institución. Famosos por ambiente auténtico, por su gran calidad y por sus algo elevados precios, los cafés de la capital austríaca llevan más de un siglo siendo lugar de reunión para vieneses, artistas, intelectuales y turistas de todo tipo. Están por todas partes y todos tienen algo que los hace únicos… Pero los mejores son aquellos que más frecuentan los locales y para eso, como siempre que voy a Viena, tengo una guía excepcional que siempre intenta que su ciudad me guste tanto como a ella.

Sigue leyendo